LAS BAMBAS ¿MINERÍA RESPONSABLE?

LAS BAMBAS ¿MINERÍA RESPONSABLE?

POR : VECKER EDUARDO

Para contextualizar, desde el año 2004 cuando se abrió la convocatoria del megaproyecto minero «Las Bambas», este conflicto social ha estado en debate en todos estos años de aprovechamiento minero en los pueblos del Apurímac. Los comuneros vinieron escribiendo la historia de sus días difíciles reclamando su único derecho y arriesgando sus propias vidas por la defensa de sus tierras, la misma que debería replicarse en todos los corredores mineros del país.

Se entiende la minería como una actividad económica del sector primario de la política del gobierno nacional, pero dentro de esas premisas se plantea acuerdos y principios básicos de respeto hacia los derechos humanos, sociales ambientales y legales, que coadyuven a realizar esta actividad de manera responsable. Pero hoy en día se aprecia el vía crucis de nuestros hermanos peruanos en la provincia de Cotabamba, región Apurímac, quienes viven momentos de convulsión causada por la Minera MMG Limet, “dueña” de las Bambas.

El paso de los vehículos encapsulados que transitan por el corredor minero del Sur está restringido desde hace más de un mes. Los pobladores de la comunidad campesina apurimeña de Nueva Fuerabamba, reasentados en territorio cusqueño, decidieron cerrar el paso a esas unidades vehiculares en el fundo Yavi Yavi debido al incumplimiento de los acuerdos firmados entre la empresa y los comuneros que, en inicio, fueron 17; el más importante de ellos fue que los minerales iban a ser transportados por un ducto minero, mediante el uso de la tecnología para evitar la contaminación; la cual incumplieron hasta el momento.

Gregorio Rojas, dirigente de Nueva Fuerabamba reclama la vulneración a la propiedad privada de la comunidad debido a la resolución ministerial N° 372-2018/MTC/01.02 mediante el cual se reconoció las rutas departamentales y regionales, pero en este caso particular la ruta N°CU-135 se encuentra en medio de dicha propiedad privada cuya vía llega ocupar un total de 12 km.

Lo sorprendente es que, siendo el principal yacimiento minero, los comuneros de las zonas aledañas se encuentran en extrema pobreza, sin los servicios básicos de vida para poder desarrollarse, y apenas subsisten gracias a la escasa agricultura y una incipiente ganadería; de esto no informan los medios de comunicación de alcance nacional a diferencia de los medios locales que dan cuenta del impacto.

Claudio Cáceres, representante de asuntos legales de las Bambas, dijo que a causa del paro indefinido la minera pierde la suma de seis millones de dólares por día. Sin embargo, el 75 % del territorio se encuentra concesionado.

Los comuneros alzaron su voz de protesta ante la injusticia de la minera, esperando el respaldo de las autoridades elegidas por ellos, no para que sean guardaespaldas de los funcionarios o de las empresas transnacionales. El problema de fondo es el carácter neoliberal del Estado que, con la Constitución del 93, otorga su respaldo político y económico a las transnacionales, a costa de los abusos que se perpetran en contra de los pueblos originarios. Este Estado represor criminaliza la protesta y encarcela a los principales dirigentes sociales y asesores legales de la comunidad. Este apoyo legal neoliberal termina por confirmar que el diálogo solo existe si las comunidades aceptan las condiciones impuestas por los grupos de poder económico.

La corrupción galopante refleja la ineficiencia de un gobierno traidor a quien no le importa el bienestar de su pueblo y se pone del lado del gran capital; la justicia ha perdido credibilidad en nuestro país. Es el momento que el pueblo se unifique, se solidarice y cambie los patrones culturales por un consenso social en la que prime y se respeten los derechos humanos y exista un régimen constitucional que prevalezca a favor de los peruanos.

Concluyo con esta frase corta que enarbola el alma de los hombres de bien que han derramado su sangre y dieron sus vidas batallando por hacer respetar sus tierras para sus futuras generaciones. «Nunca desmayes en la lucha por tus hermanos, si has de escribir la historia con sangre, hazlo porque un mártir se crea batallando por la libertad social y moral de nuestros pueblos».

This Post Has One Comment

  1. Excelente hay que continuar en la lucha para defender nuestros recursos naturales

Agregue un comentario

Close Menu